Inicio » Noticias » Internacional » Judíos españoles acusan a la Fundación Thyssen de comprar cuadro expoliado por nazis

Judíos españoles acusan a la Fundación Thyssen de comprar cuadro expoliado por nazis

Enlace Judío México e Israel.- La Fundación Thyssen se arriesgó a comprar un Pissarro robado que supuestamente había sido expoliado por los nazis.

La Comunidad Judía de Madrid y la Federación de Comunidades Judías de España afirmaron ante la justicia de Estados Unidos que la Fundación Thyssen se arriesgó a comprar un Pissarro robado que supuestamente había sido expoliado por los nazis, según información publicada en el sitio catalunyapress.es basada en un comunicado B. Cremades & Asociados, despacho que representa a ambas asociaciones en esta causa.

Ambas asociaciones han presentado argumentos en apoyo del recurso de apelación que la familia Cassirer interpuso el pasado 7 de octubre ante el Juez Federal para el Distrito Central de California, tras el fallo del pasado mes de abril que concluyó que la Fundación Colección Thyssen-Bornemisza es la legítima propietaria del cuadro ‘Rue Saint Honoré, efecto de lluvia’, de Camille Pissarro.

Tal y como afirman, si bien el juez reconoció “señales de alarma” que podrían haber llevado a pensar que el Pissarro era robado, y que fueron “suficientes” para concluir que el Barón Thyssen-Bornemisza no adquirió de “buena fe” la obra en 1976, el juez consideró en su sentencia que aquellas circunstancias no eran “suficientemente relevantes” para alertar a la Fundación cuando adquirió la obra en 1993.

Según señala el despacho, la Fundación “deliberadamente rehusó analizar la procedencia del cuadro más allá del año 1980” y asumió que “cualquier irregularidad” en la adquisición por parte del Barón habría sido convalidada por prescripción adquisitiva.

Las asociaciones de judíos españoles sostienen que la sentencia del Juez de Distrito “incurre en una manifiesta incoherencia lógica”, ya que deja “patente” que la Fundación aceptó de manera intencionada “correr el riesgo de que el cuadro fuese robado”.

Además, confían en demostrar que la Fundación Thyssen está “incumpliendo sus obligaciones legales”, al negarse a devolver el cuadro a la familia, en virtud de los Principios de Washington y de la Declaración de Terezin, de la que España es firmante.

Tras el recurso presentado por la familia Cassirer el pasado 7 de octubre, ahora la Fundación Thyssen-Bornemisza tiene de plazo hasta el 6 de noviembre para presentar sus alegaciones, tal y como han señalado desde el despacho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *