avatar_default

Enlace Judío México – Para la historiadora israelí Havi Dreifuss, un tema tan espinoso no puede verse en blanco o negro. Aunque no puede achacarse toda la culpa de los campos de exterminio sobre los polacos, muchos de ellos sí fueron partícipes de las masacres contra judíos.

En medio del debate que ha alcanzado incluso niveles diplomáticos entre Israel y Polonia por la nueva ley polaca que pretende criminalizar cualquier responsabilidad de la “nación polaca” o el “estado polaco” en el Holocausto, serias dudas históricas surgen respecto al tema.

 

En plática con el diario israelí Haaretz, la historiadora israelí Havi Dreifuss, una autoridad en el tema de las relaciones entre judíos y polacos durante el Holocausto, señala que los argumentos de base tanto del gobierno de Israel como de Polonia son erróneos. “Aquellos que intentan retratar lo que sucedió en términos de blanco y negro muchas veces cometen errores”, dice ella.

Los polacos, dice, tienen razón en ofenderse con el uso del término “campos de exterminio polacos“.

“Históricamente hablando, los campos eran una cuestión nazi y no tenían ninguna conexión con Polonia ni con ninguna autoridad polaca”, dice Dreifuss, profesora de historia judía en la Universidad de Tel Aviv, que también dirige el Centro de Investigación sobre el Holocausto en Polonia de Yad Vashem.

De acuerdo a Dreifuss, los campos de exterminio fueron establecidos estratégicamente en Polonia, no porque los alemanes vieran a los polacos como verdugos voluntarios, sino más bien, por razones logísticas, específicamente la gran cantidad de judíos en el país.

Pero aunque no fueran una invención o iniciativa polaca, señala Dreifuss, eso no exime a los polacos de su responsabilidad por las atrocidades cometidas contra los judíos en su territorio. Aunque Polonia ha tratado de desempeñar en los últimos años el papel de un pueblo que más bien auxilio durante el Holocausto, dice, “[aquellos que salvaron a víctimas del Holocausto] fueron la excepción y no la norma”.

A lo largo de los años, Yad Vashem ha reconocido a más de 6,700 polacos como “Justos entre las Naciones“. “Este es un número impresionante”, reconoce Dreifuss, “pero es importante recordar que en la mayoría de los casos, los judíos en Polonia y sus salvadores lo hacía no solo a ocultas de los nazis, sino también de sus vecinos polacos que podrían írseles en contra”.

Muchos judíos en Polonia, agrega, fueron asesinados no en los campos de exterminio, sino en manos de los propios polacos.

“Esto es algo que Polonia no quiere aceptar y aparentemente lo que esta nueva ley trata de encubrir”, dice. “Durante el Holocausto, en bastantes pequeñas comunidades en el distrito Lomza de Polonia, los lugareños asesinaron a sus vecinos judíos“.

Citando nuevas investigaciones de académicos polacos, Dreifuss también señala que de alrededor de 250 mil judíos polacos que intentaron escapar de la muerte y buscar refugio en la campiña polaca, menos del 10% sobrevivió. “La gran mayoría de ellos perecieron no por por iniciativa de los alemanes, sino porque los mataron locales o porque fueron entregados a los alemanes o la policía polaca, que luego los mataron”, dice.

Dado su campo de especialización, Dreifuss viaja frecuentemente a Polonia con fines de investigación. A pesar de que la nueva legislación pretende eximir a los académicos y artistas, dice ella, duda en viajar allí ahora.

“Para mí, lo más problemático en esta ley es crear una atmósfera de miedo en Polonia para hablar de estos temas”, dice. “Polonia tiene estudiosos maravillosos que realmente cambiaron nuestra comprensión de muchos aspectos del Holocausto, y el hecho de que ellos y sus estudiantes, especialmente los estudiantes, que no serán parte de la exención, tendrán que pensar dos veces antes de trabajar en estos temas, es algo que es muy muy problemático” concluye.

 

Fuente: Haaretz / Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudíoMéxico

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí