avatar_default

Enlace Judío México – Una de las prácticas más conocidas de Rosh Hashaná es la de hacer un seder (cena ritual) con distintos alimentos para y bendiciones que nos invitan a desearnos bondades para el año que viene. Los alimentos son únicamente el vehículo a través del cual hacemos las bendiciones para pedir por todo aquello que nos es necesario. Por ejemplo comemos granada para pedir que estemos tan llenos de actos buenos como una granada; el pedazo de una cabeza de carnero para poder ser cabeza y no cola y calabazas para que nuestros actos malos y veredictos negativos sean arrancados del juicio del Cielo.

De entre todas las bendiciones y alimentos rituales, la practica más conocida de Rosh Hashaná es la de comer un pedazo de manzana con miel. Culturalmente se ha hecho tan popular que todos los calendarios turísticos, programas de televisión y comerciales usan la manzana con miel como símbolo de Rosh Hashaná. Por ello hemos decidido darle atención especial a cada una y explicar por qué se comen estos alimentos en Rosh Hashaná.

Rab. Naftalli Silberberg. ¿Por qué comemos manzanas con miel en Rosh Hashaná?

A un nivel simple, tomamos la manzana con miel como una muestra de nuestra confianza y deseo de que D-os nos otorgue un año lleno de dulzura.

¿Por qué específicamente una manzana?

La manzana tiene un simbolismo especial. Salomón escribe de ella para referirse al amor que existe entre el pueblo de Israel y D-os. En el Cantar de los Cantares nos dice: “Debajo del manzano te desperté” [se refiere a tu amor, “desperté tu amor”]. En Rosh Hashaná intentamos recordarle a D-os nuevamente el amor mutuo que tenemos.

También en Rosh Hashaná fue el momento en que Jacobo recibió las bendiciones de Isaac y de él las escrituras nos dicen que su padre olió la fragancia de su ropa. El Midrash aclará que esa fragancia, provenía de manzanas. Similar al Huerto Divino del que habla la Cabalá

Finalmente la manzana tiene una relación numérica con el nombre de D-os. Cuando uno parte horizontalmente la manzana a la mitad aparecen diez hoyos pequeños y cinco estrellas puntiagudas. Diez es el valor numérico de la letra hebrea Yud y cinco el de la letra Hey. Juntas forman el nombre de D-os. Esas mismas letras son el acrónimo de “la mano de D-os.” Ello nos recuerda que si observamos con cuidado al mundo que nos rodea y ponemos atención encontraremos la mano de D-os.

Rab. Aaron Moss. Distintos tipos de dulzura.

La manzana y la miel representan dos tipos distintos de dulzura. La manzana proviene de los árboles, no es necesario pasar ningún percance para adquirirla; además es una fruta, su dulzura aparece de forma natural y común. Este tipo de dulzura es la dulzura que encontramos de forma armoniosa en nuestra vida, aquella dulzura que adquirimos sin confrontaciones ni desafíos. En cambio, la miel proviene de un insecto y no de cualquier insecto, de uno que pica y duele su picor. Ésta es la dulzura que adquirimos cuando pasamos momentos de dolor en nuestra vida, pero que eran necesarios para nuestro bienestar. Momentos que llegan a través de desafío, cuando tenemos que aprender a superarnos y encontrar la alegría más allá de nuestros límites. La dulzura de la miel, es la dulzura de haber sido confrontados.

Fuentes:
Ask Moses
Chabad.org

Nota: la opinión de Rab. Aaron Moss fue resumida por parte del equipo editorial

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí